Todo lo que no se puede hacer en un garaje privado

       

Todo lo que no se puede hacer en un garaje privado

Un garaje privado es habitualmente un garaje propiedad de una comunidad de vecinos. Si vives en un edificio o urbanización sabrás que muchos problemas de convivencia se encuentran en los aparcamientos comunitarios.

Algunos usuarios hacen un mal uso de su garaje privado y perturban la convivencia. Los presidentes de comunidad y los administradores de fincas suelen tener verdaderos quebraderos de cabeza en esta cuestión.

El garaje privado es propiedad de un propietario. Esto es cierto. Pero el resto del aparcamiento está lleno de zonas comunes que se han de compartir y de las que los vecinos han de hacer un buen uso.

En el Código Civil, concretamente en su artículo 394 encontramos que cada partícipe podrá servirse de las cosas comunes, siempre que disponga de ellas conforme a su destino y de manera que no perjudique el interés de la comunidad, ni impida a los copartícipes utilizarlas según su derecho”. Es un artículo bastante clarificador, ¿no es cierto?

Los garajes privados también están regulados por la Ley de Propiedad Horizontal y a ella hay que atenerse en muchas ocasiones.

Pero, a lo que íbamos, ¿cuáles son los focos de conflicto en un garaje privado? Vamos a hacer una pequeña lista de lo que no se debe hacer.

No aparcar coche y moto en la misma plaza de un garaje privado

Este es uno de los temas más controvertidos. En principio, en un garaje privado sólo hay espacio para un vehículo.

Ahora bien. Es de lo más común ver que se aparca un coche y una moto porque las dimensiones de dicha plaza lo permiten.

¿Pero se puede? En principio no hay ninguna ley que lo prohíba ni se contempla en la Ley de Propiedad Horizontal.

Así que habrá que ver que dicen los estatutos de la comunidad. Tampoco suelen decir nada.

Normalmente no hay conflicto si el resto de propietarios pueden maniobrar fácilmente.

Lo único que puede llegar a preocupar es el seguro. Si en la póliza sólo dice que se pagarán los daños de un vehículo por plaza, en caso de siniestro el segundo vehículo quedará sin indemnización.

No utilizar el garaje privado como trastero

La única función de una plaza de garaje es guardar el vehículo. Esta es su función y no otra.

Pero ¿cuántas veces hemos visto que algún propietario empieza a almacenar en su plazo otros objetos convirtiendo el espacio en un auténtico trastero?

Aquí también hay disparidad de opiniones o, mejor dicho, de sentencias.

Algunos jueces creen que al ser un espacio privado el propietario puede darle el uso que mejor considere.

Nos encontramos en este apartado con el mismo problema de seguros que en el anterior.

Ahora surge otra pregunta. ¿Puede un propietario de plaza de garaje cerrarla y convertirlo en un trastero con paredes?

Para aclararte este punto te recomendamos que leas este post sobre si se puede o no cerrar una plaza de garaje

No aparcar en una plaza que no es tuya

Es de sentido común, ¿verdad? Si la plaza no es tuya, ¿cómo te atreves a aparcar en ella? Pues aun así es uno de los conflictos más comunes entre vecinos.

Un par de ejemplos. Un vecino aparca en una plaza de garaje que está más cerca del ascensor para descargar el coche. Y en ese momento entra el auténtico propietario.

En urbanizaciones de playa se ocupan plazas constantemente porque la mayor parte del año están vacías. Hasta que llega por sorpresa el titular.

Pero es que en ningún caso se puede ocupar un garaje privado tal y como reza también el artículo 245.2 del Código Penal que reproducimos: "el que ocupare, sin autorización debida, un inmueble, vivienda o edificio ajenos que no constituyan morada, o se mantuviere en ellos contra la voluntad de su titular, será castigado con la pena de multa de tres a seis meses”.

Atención porque dentro de este apartado podemos incluir cuando un vecino aparca su coche en su plaza pero invade, aunque sea por centímetros, la plaza del vecino. Esto tampoco se puede hacer y es considerado como una ocupación ilegal.

No aprovechar las zonas comunes

No se puede dejar nada en las zonas comunes del garaje comunitario. También es habitual ver cómo algunos vecinos dejan su coche o moto en una zona común porque hay espacio suficiente. Aunque no molesto al resto de propietarios esto está totalmente prohibido.

No cerrar la puerta del garaje privado

Un vecino sale con prisa y no le da al botón del mando a distancia para cerrar la puerta automática. Otro conflicto a la vista. Esto pone en riesgo la seguridad del resto de propietarios. Es más. Cuando se sale de un garaje lo más conveniente es esperar unos segundos a que se cierre la puerta automática completamente.

No lavar el coche dentro del garaje

Otro asunto que es de sentido común. No se puede lavar el coche dentro de la plaza de garaje porque definitivamente se va a molestar al resto de propietarios. Además, se va a hacer un gasto de agua y electricidad que no está contemplado. También está prohibido lavar el coche en la calle.

Instalar soportes para bicicletas o cepos

Instalar un soporte para bici o un cepo que impida aparcar a otros vehículos SÍ está permitido siempre y cuando los estatutos de la comunidad de vecinos no digan lo contrario y siempre y cuando no se impida la maniobrabilidad de otros vehículos ni se ponga en riesgo la seguridad de la comunidad.

Puedes ampliar la información sobre este asunto en este post que escribimos sobre cepos para garajes.

Esto es todo lo que no puedes hacer en tu garaje privado. Hemos hecho una recopilación de hechos que, si no los haces, mejorará la convivencia con tus vecinos.

¿Has tenido problemas en tu garaje privado por alguno de estos hechos? ¿Y cómo has reaccionado? Cuéntanoslo en los comentarios.

¿Te ha gustado lo que te hemos contado? Si es así nos encantaría que lo compartieras por tus redes sociales.

Publicado el 25/10/2019

       

RSS 2.0 (Blog)

Deja un comentario


( * ) Campos obligatorios

¿Necesitas ayuda?

Escríbeme un correo electrónico o llama al 96 552 00 14

Los datos han sido enviados correctamente

Últimas entradas

Archivo

CATEGORÍAS